ratamiento de las quemaduras solares

¿Qué importancia tiene el tratamiento de las quemaduras solares?

08 Enero 2023

 

Estar de vacaciones es sinónimo de estar fuera… y al sol. Sin embargo, entre hacer senderismo, las actividades en la playa y tomar algo junto a la piscina, solemos olvidarnos de proteger lo más importante para nosotros: nuestra piel.

 

 

Un tratamiento a tiempo de las quemaduras solares es fundamental a la hora de proteger la piel y la salud: el cáncer de piel y las quemaduras de tercer grado no son para tomárselo a risa. Tanto si has sufrido quemaduras leves como severas, allyz quiere ayudarte. No existe una única cura para las quemaduras solares porque existen muchos tipos: puedes quemarte los labios, el cuero cabelludo, los ojos… Por eso allyz ha elaborado una pequeña guía sobre el tratamiento de las quemaduras solares: ¡léela y aprende cómo aliviar el dolor!

 

 

¿Qué tipos de quemaduras solares existen y qué se siente?

 

 

Existen muchos tipos de quemaduras solares: quemaduras de primer grado, de segundo, de tercero, quemaduras que producen picor, quemaduras en la cara… La lista es muy larga.

 

 

Si sufres cualquiera de estos tipos de quemaduras solares, es posible que experimentes deshidratación, irritación de la piel, dolores de cabeza, dolores corporales, ampollas, piel seca/roja/con manchas o sensibilidad al tacto. Todos estos son incómodos síntomas que, en función de la gravedad, podrían requerir atención médica, pero pueden evitarse con un cuidado adecuado de la piel.

 

 

¿Qué métodos existen para el tratamiento de las quemaduras solares?

 

 

Según Johns Hopkins Medicine, las quemaduras solares se definen como una reacción visible de la piel provocada por una exposición prolongada a los rayos ultravioleta. La piel puede llegar a escamarse y pelarse pasados unos días, y tarda en torno a una semana en sanar. Si no estamos hablando de una quemadura grave, puede tratarse fácilmente en casa sin necesidad de intervención médica.

 

 

Estos son seis posibles tratamientos de las quemaduras solares en casa:

 

 

Date un baño o ducha fría

 

Calma tu piel tomando un baño o ducha fría y sécate con suaves toques, dejando algo de agua para hidratarte. Esto mitigará la sensación de sequedad.

 

Hidrata la piel con loción y aloe

 

Aplícate una buena cantidad de loción en la piel después del baño y tantas veces como necesites a lo largo del día: esto te ayudará a mantener la hidratación y hará que la piel se recupere antes. El aloe vera es el calmante número uno para las quemaduras solares, ya que proporciona alivio inmediato. También puedes probar con alguna crema con hidrocortisona para calmar la molestias.

 

Toma analgésicos

 

Para reducir la inflamación, las rojeces, el dolor y la irritación, siempre puedes tomar una aspirina o un ibuprofeno. Si sufres quemaduras solares, es posible que tengas dolores de cabeza. Plantéate tomar un analgésico para eso.

 

Hidrátate

 

La deshidratación es habitual cuando se producen quemaduras solares. Es importante beber más agua de lo normal para recuperar la que has perdido. La deshidratación también puede provocar dolores de cabeza, por lo que el consumo de líquidos acortará su duración.

 

Ampollas: ni tocarlas

 

Si te empiezan a salir ampollas, déjalas tranquilas: hagas lo que hagas, ¡no te las explotes! La aparición de ampollas es el resultado de una quemadura de segundo grado, y reventarlas puede provocar infecciones. Es posible que también te acabes pelando después de quemarte. No te agobies: es totalmente normal. Exfóliate bien cuando te bañes y sigue hidratándote la piel para que no se extienda.

 

Protege tu piel

 

Mientras tu piel se recupera, protégela con prendas que la cubran y limita tu tiempo de exposición a la luz del sol. Si no lo haces, te expones a una costra que podría requerir atención médica.

 

Tu primera línea de defensa: limitar la exposición solar

 

 

Como norma general, no pases demasiado tiempo a pleno sol. Si tienes previsto estar mucho tiempo al aire libre, asegúrate de contar con protección solar adecuada, ropa de manga larga y pantalones para proteger la piel.

 

 

En lo que respecta a quemaduras solares y tratamiento, no te preocupes: allyz te cuida. ¡Hasta te daríamos crema donde tú no llegues (como en la espalda), si pudiéramos!

 

La información en este artículo se facilita únicamente a título informativo y no debe interpretarse como consejo médico ni usarse para fines de diagnóstico o tratamiento. Esta información nunca debe usarse en sustitución de un diagnóstico y tratamiento profesional. Consulta a un profesional sanitario antes de tomar decisiones relacionadas con la salud o para recibir asesoramiento sobre un problema concreto.

Related articles

allyz cuenta con el mejor plan de ataque para el tratamiento de las quemaduras solares

Puesto que existen varios tipos de quemaduras solares, estas se pueden tratar de diferentes maneras. ¡Descubre cuál es el mejor método para tratar las quemaduras solares y qué es lo que más alivia cuando te quemas!